No me veo siendo madre

mi manifiesto
Entre mis amigas de secundarias existía un juego muy entretenido en el que nos sentábamos en un banco del recreo y nos imaginábamos cómo serían nuestras vidas cuando fuéramos mayores. Yo estudié en un colegio del opus, así que muchas de las predicciones/ilusiones que escuché estaban estrechamente ligadas con la idea que tiene la iglesia de lo que debe hacer una mujer con su vida. La mayoría de ellas se veían casadas bastante jóvenes, algunas ni siquiera querían esperar a cumplir los veinticinco -supongo que influye el hecho de que esperaban casarse vírgenes, y a las pobres les corre prisa-, por supuesto todas querían ser madres y un buen número querían parir una buena ristra de críos. Cuando llegaba mi turno me tocaba romper el molde y contar que quería vivir sola hasta que me casara, que en el caso de que lo hiciera tendría que ser a partir de los treinta y que nunca iba a ser madre. Por aquel entonces tenía quinceaños, y me miraban con pena, como si me estuviera arrancando el útero que dios me dio y lo estuviera tirando por la basura. Tras las miradas de asombro y decepción solían intentar convencerme –o convencerse a sí mismas– de que eso lo pensaba ahora y que con el tiempo cambiaría de opinión. Tengo veintiuno, considero que soy algo más sabia que cuando era una adolescente, he vivido unas cuantas experiencias muy enriquecedoras, me he enamorado y he visto casarse y ser madre a personas muy allegadas a mí, y mi opinión sigue siendo exactamente la misma.
Creo que esta actitud radica en que tengo un “problema” de prioridades y, por qué no decirlo, en que soy tremendamente egoísta en algunas ocasiones. No me veo.
No me veoestando preñada, comprando ropa premamá ni mirando con ternura unos calcetines de lana para bebés.
No me veo colocando uno de esos aparatos para vigilar bebés en mi mesilla de noche junto a mi crema hidratante y mis novelas.
No me veo empujando un carricoche, ni intentando consolar a mi bebé para que no llore ante la atenta mirada de esa clase de gente que mira mal a los críos que berrean en el transporte público, gente entre la que me incluyo.
No me veodejando de hacer las cosas que adoro hacer para quedarme en casa con mi vástago, ni tampoco llevándolo conmigo a todas partes como si fuera un Ipod para fingir que sigo siendo la misma persona que era.
No me veo eclipsando todas las conversaciones con el monotema de mi bebé, ni de lo deprisa que crece, ni de lo pequeña que se le queda la ropa, ni del disfraz que tengo que hacerle para el carnaval de la guardería.
No me veo vigilando más su alimentación que la mía, ni controlando que él tenga una dieta completa y saludable mientras yo como mierda porque no me da tiempo a hacer nada porque ya lo hago ahora.
No me veo comprando juguetes inútiles, ni llenando mi casa con cosas de plástico de colores que tienen lucecitas y que resultan por lo general bastante ruidosas.
No me veo llegando al trabajo con manchas de babas en la ropa ni oliendo a vómito de bebé.
No me veo dejando de darme caprichos tontos que me dan la vida para que el niño se apunte a judo, a gimnasia rítmica o a chino.
No me veo inculcando los mismos valores de mierda que la sociedad me inculcó a mí.
No me veo cometiendo los mismos errores que mis padres cometieron conmigo, o cometiendo otros tratando de evitar estos primeros.
No me veo preguntándome si soy una buena madre o si estoy haciendo las cosas bien y sintiéndome como una mierda al juzgarme a mí misma, compararme con los demás y saber que estoy metiendo la pata.
No me veo hablando con mi pareja sobre cómo están nuestros hijos mucho más que sobre cómo estamos nosotros.
No me veo siendo madre porque si fuera madre, no sería yo.

 

2 comentarios en “No me veo siendo madre

  1. Yo comparto lo que plasmas. No sé porque no puedo visualizarme con hijos. No sé como explicarlo, porque me gustan los niños, pero no puedo imaginarme siendo madre. Será esto normal?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s